Con y sin cordones; planos, de largos tacones o de plataforma; de andar por casa o para las grandes ocasiones; negros, marrones o de llamativos colores; para ir al trabajo o para lucir por la noche; clásicos o de rabiosa actualidad; para los días de calor, de frío o de lluvia…

 

 

El zapato ha demostrado a lo largo de su dilatada historia ser mucho más que un sencillo complemento para vestir y proteger los pies. De hecho, hay quien sostiene que el calzado que vestimos explica en gran parte quiénes somos sin hablar. Pablo Picasso aún iba más allá y decía ‘dame el zapato, y yo dibujaré a la persona’. Puede ser. Lo que sin duda resulta muy difícil de imaginar es cómo sería nuestra vida sin este accesorio único e imprescindible.

A continuación les ofrecemos un recorrido urbano para empezar a vestirse por los pies y para que puedan renovar, si lo desean, su fondo de armario. Negocios familiares y franquiciados dispuestos a marcar tendencia y a dejarse la piel en sus zapatos. Y no olviden lo que dicen los zapateros: no es aconsejable calzar el mismo zapatos dos días seguidos.

Siempre a sus pies. 

 

Las tiendas de calzado en Santander se articulan fundamentalmente en torno a cuatro arterias de larga y reconocida trayectoria comercial: Lealtad, Isabel II, Juan de Herrera y Jesús de Monasterio. Cuatro calles céntricas y muy próximas entre sí y en las que las zapaterías llegan, en algunos casos, incluso a alinearse una tras otra. Junto a ellas, otras calles, como las cercanas de San Francisco y Rualasal, o las ya algo más situadas al oeste de la ciudad de Burgos, San Fernando, Floranes y Camilo Alonso Vega, también albergan un buen puñado de zapaterías para todos los públicos y todos los bolsillos.

 

calle lealtad santander

 

Pero si hablamos de zapatos, nos debemos referir en primer lugar a las calles de Lealtad, e Isabel II, dos viales que transitan en paralelo y que congregan una parte significativa de la oferta de la ciudad. La primera, que da cobijo en su extremo sur a la sede local de Zara, entre otras conocidas franquicias, alberga en su primer tramo a las zapaterías Looky Azul y Wales Shoes, dos comercios que ofrecen una cuidada selección de zapatos para la mujer. En este misma calle, apenas separado por dos números, se encuentra también Dooers, especializada en calzado deportivo (sneakers) unisex. 

Al otro extremos, y tras cruzar la Avenida Calvo Sotelo –en este vial principal, a escasos metros, está Calzados Antigua de Las Rojas, comercio especializado en zapatos y alpargatas para mujer, caballero y niño–, las tiendas de zapatos se suceden a un lado y otro de la calle. Oruña, distinguido comercio con cerca de 80 años de experiencia en vestir los pies del hombre con marcas exclusivas y especialista en zapato de artesanía, de confort con cámara de aire y tecnológico; Sparta y Gaspar, comercios pertenecientes a u una saga familiar de comerciantes del calzado y complementos multimarca con varios establecimientos de diferente nombre repartidos por la ciudad; y Zap-In Outlet, dan lustre a esta calle rematada unos metros más allá y en esquina por la zapatería de señora Lua.

En paralelo, y separadas por apenas unas pocas decenas de metros, nos adentramos en Isabel II, vial recientemente reformado con gusto y acierto y cuna de cuatro zapaterías de diferente factura. En la acera de los pares, Lola Rey y Pajares, todo un clásico con 35 años de experiencia ofreciendo calzado cómodo y con estilo de las principales marcas nacionales. Enfrente, Dulccinea y Bertta, las dos caras de una misma moneda especializadas en zapato confort de mujer, la primera, y en seleccionados modelos de los mejores diseñadores españoles e italianos, además de calzado de ceremonia, la segunda.

 

zapatos caballero 

Lo mismo podíamos decir de Juan de Herrera, una amplia y peatonal calle comercial que discurre desde el Ayuntamiento hasta la Plaza Porticada. Junto a algunas franquicias de moda que también ofrecen calzado –Bimba y Lola, Scalpers, Bronwie o El Ganso– o de los lujosos y atractivos comercios locales de Ramiro y Luis Díaz, este vial se abre con Calzados Benito, un comercio de extensa y exitosa trayectoria que lleva más de ocho décadas vistiendo los pies de su clientes–hombre y mujer– con zapatos de piel hechos en España. Walk, zapatería multimarca de calzado unisex en piel; Pikolinos, la marca creada en 1984 por Juan Perán que apuesta por diseños en piel originales, naturales, cómodos y de calidad para el, ella y ellos. Unisa, zapatería con calzado de moda de mujer y niña; y Ocharan, en los estribos de la Plaza Porticada, especialistas en alpargatas, zapatillas y playeras para: señora, caballero y niño 

Jesús de Monasterio, por su parte, acoge algunas de las tiendas y nuevas franquicias de calzado de estilo más joven y desenfadado. Merkal, empresa nacional que también cuenta con establecimientos en los centros comerciales de El Alisal y Peñacastillo; Ulanka, cadena de tiendas especializada en calzado propiedad de Grupo Yorga; Krack, empresa gallega con treinta años de experiencia en el sector del calzado; y RKS, empresa española creada hace once años y especializada en la gestión de tiendas de calzado multimarca, dan contenido a esta calle que completa su oferta con los zapatos de Vas, comercio en esquina con la calle Florida, liderada por la tercera generación de una empresa familiar que abrió su primera tienda en 1975. 

 

 

Pero las zapaterías no se agotan en estas cuatro arterias. A ellas hay que sumar la calle San Francisco, sede de BNT, una nueva tienda con el sello inconfundible de Calzados Benito que ofrece zaparos de calidad, cómodos y elegantes a precios populares; de Clarks, un negocio global de esencia británica con casi dos siglos de vida y que vende zapatos en 35 países de todo el mundo; y de Charlotte, una elegante tienda de zapatos y complementos para mujer y caballero. O Rualasal, vial de honda tradición comercial en el que se asienta Stonefly, un amplio y diáfano espacio consagrado al calzado sport y de confort. 

Otro tanto podíamos decir del recorrido que arranca en la peatonal y concurrida calle Burgos y concluye en el entorno de la Glorieta de Cuatro Caminos. En este trayecto rectilíneo que nos acerca al oeste de la ciudad nos encontramos con Calzados Villasante (Burgos, 4), Vermont (San Fernando,16) , Charol (San Fernando, 84), y Calzados Torre (Avda. Camilo Alonso Vega, 3), todas ellas tiendas con zapatos multimarca unisex, y Los Infantes (Avda. Camilo Alonso Vega, 4), una pequeña zapatería para señora, caballero y niño. En este itinerario también radican DB Clazados (Floranes, 23 A), una coqueta tienda de zapatos y complementos de señora y Calzados La Carredana (Floranes, 49), con una extensa oferta de zapatillas de casa para toda la familia, además de Sport Open (Burgos, 12), dedicada al calzado deportivo multimarca y que también tiene otra tienda en la calle Santa Clara, 12. 

Entre estas propuestas,no nos podemos olvidar de otras zapateríascomo Calzados Patty (Hernán Cortés, 29), una luminoso comercio a dos calles con zapatos de mujer de estilo casual, cómodos y aptos para el día a día de marcas españolas en piel. Lula Shoes  (Marqués de la Hermida, 44), zapatería multimarca con calzado de moda; Calzados Yuki (Canalejas, 76), con amplia experiencia en calzado de mujer, caballero y niño; y De Flores y Floreros (Arrabal, 18) una pequeño comercio especializado en bailarinas y calzado de señora fabricados artesanalmente en España.

 

zapatos bebe

 

Hemos dejado para el final las tiendas de calzado infantil, un universo del que participan algunos de los comercios ya citados, pero que tiene cinco referencias exclusivamente dedicadas a vestir los pies de los más pequeños: La Cigüeña de París (San Francisco, 16); #Nenes (Avda. Valdecilla, 15); Covadonga (Ruamayor, 2); Zap-In Kids (Lealtad, 13) y Pisamonas (Juan de Herrera, 10).